No solo somos una marca de ropa.
Somos.

Pietà no es solamente una marca de ropa y accesorios. Es un programa de (re)inserción a través del diseño, desarrollado exclusivamente en las cárceles del Perú, donde más de 500 internos han laborado desde los inicios de Pietà en 2012.

No solo hacemos ropa.
Hacemos justicia.

Pietà es un proyecto de moda social y creativo, nacido en 2012 en las cárceles de Lima, Perú.

Un proyecto impertinente e irreverente, ingenuo e independiente, que esta lejos de los diktats del marketing, proponiendo una visión alternativa de la moda. Una marca, influenciada por las contraculturas, que niega someterse a las normas sociales de una sociedad consagrada al consumismo.

El proyecto nació en una cárcel de Lima (Penal de San Jorge, Cercado de Lima) y logró desarrollarse en otras cárceles (Santa Mónica, Chorrillos & San Pedro, San Juan de Lurigancho), lugar donde las colecciones son realizadas en su totalidad, sin ayuda exterior. Todo esto permite que los detenidos, por lo general abandonados a su suerte, puedan generar ingresos e incrementar sus competencias, que les permita luego una reinserción mas rápida en la sociedad. Además cada día de trabajo vale una reducción de condena.

Todas las prendas son elaboradas en los talleres de confección, de tejidos, de serigrafía, de zapatería y marroquinería en las cárceles, donde los internos realizan con pasión y orgullo piezas que viajaran a todas partes del Mundo. Cada producto es único, producto en serie limitada, y lleva la firma del artesano quien lo realizó además de soltar una historia para cada costura o hilo tejido.

Pietà privilegia los materiales naturales, orgánicos y reciclados. Así mismo, trabaja las mas nobles fibras en el mundo como: la alpaca, la lana, o el algodón pima. Las piezas se distinguen por sus cortes simples y minimalistas para la vida de cada día.

Este proyecto fue llamado “Pietà” como la obra maestra de Miguel Ángel que marcó la historia del Arte y pretende reflejarse en este proyecto. Una escena muy dura que, sin embargo, es sobria e indolora, donde el destino es aceptado con dignidad.

Refleja la mentalidad de nuestro proyecto: a pesar de nuestras dificultades y de los prejuicios no bajamos la cara y seguimos adelante, con humildad y simplicidad, pero con mucha ambición.

La Pietà, escena de la Piedad, representa también la ultima etapa antes la Resurrección que da pie al renacimiento.

El objetivo de Pietà es continuar el labor de resocialización en la formación profesional, especialmente en el sector creativo y textil.

Así los internos pueden seguir libremente cursos de diseño, costura, serigrafía y acabado. Además de seguir la capacitación tienen la posibilidad, si lo desean, de poder trabajar: esto les permite poner en práctica sus conocimientos y sobre todo ganar un salario regular, en un aprendizaje seguro y solidario. Sin objetivos de producción a alcanzar: el único objetivo es tomarse el tiempo para aplicarse a aprender y hacer un producto de calidad. Aquí no se permite la explotación, el exceso de trabajo, el acoso o el abuso de ninguna forma.

Las condiciones laborales van más allá de lo exigido por el código laboral peruano. La remuneración es justa siguiendo el precio de venta de los productos y por lo tanto va más allá del mercado local. Hemos tomado la decisión de trabajar sin intermediarios para permitir una mejor redistribución y solo realizar ventas directas a nuestros clientes.

En Pietà pude aprender un trabajo para preparar mi salida, encima puedo usar este tiempo aquí para algo y para solventar a los gastos de mi familia afuera.

— Percy “Leo” (28)

De 2012 a ahora